Las leyes cambian junto con la sociedad para adaptarse a las necesidades de la actualidad, en el caso de México, la legislación laboral ha sufrido varias transformaciones desde 2018, promoviendo soluciones más ágiles y transparentes no solo para el trabajador, sino también para aquellos empleadores que podían terminar pagando muchísimo dinero por concepto de “salarios caídos” a consecuencia de un juicio laboral que se ha extendido por varios años.

En esta ocasión queremos contarte cuáles son los puntos clave para entender la nueva Reforma Laboral que comenzó a plantear cambios desde 2021 y que en este 2022 pone en vigor nuevas disposiciones. 

Outsourcing

La idea del outsourcing sonaba muy bien hasta que se puso en práctica. El outsourcing surge como una necesidad de ejecutar obras o servicios temporales y especializados a través de terceros, en donde en lugar de un empleador te encuentras con la figura de “contratista” quien se encarga de asignar tareas específicas y supervisar el desarrollo de los servicios contratados. Por ejemplo, cuando un corporativo necesita de un equipo especializado de limpieza y desinfección de oficinas, debe de contratar a otra empresa que cuente con los materiales y el equipo adecuado para realizar esta actividad.

 

persona limpiando su oficina

 

El problema con el outsourcing se presentó cuando las empresas comenzaron a utilizar este vehículo como una manera de “ahorrar” y minimizar sus obligaciones laborales, afectando directamente a los trabajadores. De acuerdo con hallazgos de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social, 75% de los trabajadores eran registrados ante el IMSS con salarios menores a los reales afectando directamente su nivel de cotización para prestaciones como su retiro, algunos eran registrados en actividades diferentes a las que realmente desempeñan, a fin de bajar su prima de riesgo. Por si esto fuera poco, 29% de las empresas inspeccionadas renovaba mensualmente el contrato a los trabajadores, provocando incertidumbre de no saber si el próximo mes tendrían empleo. 

 

Es por esto por lo que con la nueva Reforma Laboral se prohíbe la subcontratación de personal, siendo permitida únicamente para subcontratar servicios y obras especializadas (ahora sí) que NO formen parte del objeto social y/o de la actividad principal de la empresa.

 

Homero escondiendose en los arbustos


Esta Reforma alcanza también a los Trabajadores al Servicio del Estado, quienes iniciarán un proceso de diagnóstico para regularizar al personal subcontratado para, eventualmente, eliminar la subcontratación de personal en el Gobierno Federal.

Juntas de conciliación de arbitraje

Si alguna vez tuviste un problema con tu despido o liquidación seguramente visitaste las Juntas de Conciliación y Arbitraje, un espacio en donde empleador y ex – empleado negociaban con abogados como intermediarios las condiciones de baja del colaborador hasta llegar a un acuerdo justo para ambas partes, sin embargo, estos espacios tenían áreas de oportunidad como consecuencia, principalmente, de un sistema poco eficiente que podía alargar este proceso de “conciliación” durante años.

 

Don Cangrejo tocando un violin pequeño

 

En este aspecto, la nueva Reforma Laboral propone desaparecer las Juntas de Conciliación y Arbitraje para sustituirlas por un proceso en donde será obligatorio alcanzar un acuerdo a través de los nuevos Centros de Conciliación Laboral. Esta nueva instancia será gratuita, imparcial y confidencial, y propone generar resoluciones en un tiempo máximo de 45 días.

 

En caso no lograr ningún acuerdo, se emitirá una constancia de No Conciliación para iniciar un Juicio ante los Tribunales Laborales; es importante mencionar que no será necesario agotar esta instancia en casos de discriminación, acoso, violencia laboral, y en general, ante cualquier violación a los derechos humanos.

Sindicatos

 

Si perteneces a un sindicato y no estás del todo conforme con tus condiciones sindicales, esta información te interesa. En un esfuerzo por erradicar los sindicatos simulados y a los líderes sin representatividad, esta reforma promueve la libertad y democracia sindical 

para afiliarse a un sindicato, así como de cambiar de sindicato o simplemente, de no pertenecer a ninguno. 

 

Cartel exigiendo votos

 

La nueva reforma laboral propone llevar a cabo ejercicios de voto personal en donde los trabajadores serán consultados sobre la elección de sus directivas y la aprobación de sus contratos colectivos, entre otros procesos democráticos. En este aspecto, la autoridad laboral podrá verificar la elección a solicitud del sindicato o de por lo menos 30% de sus afiliados, en caso de encontrar irregularidades, la elección será anulada y la autoridad será la encargada de organizar una nueva.

 

Si en estos momentos perteneces a un sindicato, también es importante que sepas que los trabajadores deberán aprobar el contenido de los contratos colectivos de trabajo vigentes que se hayan presentado ante la Junta de Conciliación y Arbitraje, así que, si aún no lo has hecho, debes estar al pendiente de esta convocatoria y a partir de esta reforma, aprobar todos los acuerdos negociados por tu sindicato con el empleador.

 

persona poniendo un sello de aprovado

 

Todavía nos queda mucho camino por recorrer con respecto a las actualizaciones que necesita nuestro sistema laboral para estar a la vanguardia con las necesidades y descubrimientos del presente, pero, sin duda, estos avances promueven condiciones más justas y transparentes para l@s trabajadores.

Etiquetas:
Empleo
Subscribe to newsletter

¡Únete a la comunidad financiera más chida!

Toda nuestra buena onda financiera directito a tu correo, además de noticias, eventos y contenidos especiales.

¿Te gustó el artículo? ¡Dale share!

Dale like o guárdalo para verlo más tarde

Artículos relacionados