Para estas alturas, ya muchos saben qué es Bitcoin, cómo funciona y cómo se regula. Si todavía no sabes lo básico, te invitamos a leer “7 cosas que debes saber sobre Bitcoin”, pero hoy no se trata de lo básico, sino de entender un poco más el estado actual de la criptomoneda.

1.- Bitcoin tiene el mayor crecimiento en su historia

Imagen de BitcoinEn las últimas semanas se ha hablado mucho de esto en las noticias de alcance masivo, ¿por qué? Es necesario entender que cuando empezó a funcionar como “moneda de cambio”, un Bitcoin valía menos que un peso mexicano, pero todavía no funcionaba para comprar cosas en “el mundo real”, sólo en algunas páginas online. En mayo del 2010 se hizo la primera compra en el mundo real: una pizza por 10,000 Bitcoins. Hace poco, impulsado por una creciente demanda por parte de China, Bitcoin cruzó temporalmente la barrera de los $3,000 dólares….

Cada Bitcoin ha llegado a costar más de $3,000 usd (más de $54,000 pesos mexicanos). Esto significa que el valor de esa pizza al día de hoy es de casi medio millón de pesos. Pizza con billetes

El precio arriba de los $3,000 usd duró muy poco, pero la moneda ha triplicado su valor y crecido hasta un 200% en lo que va del año. Pero antes de poner todo tu dinero en Bitcoins, debes de entender que estas nuevas monedas son demasiado volátiles y han variado de valor hasta en un 80% en sólo unas horas. Así que al comprar Bitcoins, podrías “ganar” mucho dinero, o perderlo todo en lo que vas al cine.

2.- Los problemas funcionales de Bitcoin

Hombre colocando una llanta en un autoActualmente Bitcoin presenta algunos problemas, pues tanta demanda ha demostrado que la red no está lista para un número de transacciones tan elevada y ha empezado a tardar mucho para operaciones simples e incluso, ha dejado de funcionar. De manera que las transacciones toman días y el costo por transacción ya está cercano a los $5 dólares, una cantidad elevada para una moneda que prometía “eliminar las costosas transacciones bancarias”.

3.- Bitcoin no es la única moneda digital

Billetes enrolladosAdemás, Bitcoin empieza a perder terreno en comparación a otras criptomonedas (existen cerca de 800 intentos de hacer monedas similares), pues cada vez se pone más esfuerzo y valor en otras como Ethereum, Ripple, Litercoin, etc. Desde el 2009 y hasta hace una semanas, Bitcoin ocupa un 80-90% del valor total de todas las criptomonedas. Pero desde hace unas semanas, las demás han ganado terreno y le han robado hasta el 50% del valor total.

4.- Bitcoin tiene una historia “turbia”

Rana René preocupado Debido a que Bitcoin fue la primera moneda digital en popularizarse y no tiene un autor identificado, también es la que más se ha visto afectada por “abrir el camino”, pues ha tenido que soportar algunos robos, falsificaciones y la mala imagen de haber nacido como intercambio de “productos obscuros” como drogas en la Deep Web. Esta mala fama también ha asustado a uno que otro comercio ya que últimamente, algunos comercios han dejado de recibir Bitcoin y empezado a preferir otras.

Conclusión

Las criptomonedas parecen estar aquí para quedarse, porque entre más tiempo pasamos en sistemas y servicios digitales, más se validan sus tecnologías. Sin embargo, aún está en una etapa temprana donde las reglas cambian y la volatilidad es gigante... esto significa que si queremos poner dinero como “inversión”, más bien debemos pensar que es como una apuesta, pues el riesgo es todavía alto.   Nuestra recomendación es que debemos mantenernos informados. Y si deseas poner tu dinero en esto, por favor hazlo en cantidades muy moderadas y no lo hagas como una forma de inversión, hazlo porque:

1) Tienes una cantidad de dinero de sobra que podrías perder sin afectar tus finanzas.

2) Quieres aprender más sobre las criptomonedas.

3) Apuestas a las nuevas tecnologías.

4) Crees que eventualmente los datos van a valer más que el oro.

5) Crees que el sistema bancario actual está obsoleto.

6) Crees que es necesario revolucionar la manera en que se capitalizan las empresas.

Mucho se habla del retiro, de cómo nuestras generaciones ya no tienen pensión y que se prevé un “Espeluznante futuro financiero para los millennials”. Creemos que el concepto del retiro está un poco anticuado.

No, momento...el concepto de retiro no está un poco anticuado. Está demasiado obsoleto y exageradamente ridículo para nuestros tiempos.

Pero en vez de pensar que todos sufriremos dramáticamente en nuestra vejez, creemos que se trata de una generación que ya no piensa como las de antes, una generación que está redefiniendo el “retiro”.

1.- El retiro como lo conocemos

Hay que entender que el concepto de retiro es algo que heredamos de nuestros padres y nuestros abuelos, cuando la vida era muy, muy diferente. De hecho, si indagamos un poco en la historia del concepto, encontramos que Otto Von Bismarck inició un programa similar desde 1891, el cual indicaba que el retiro se consideraba desde los 65 años...Coincidentemente, el promedio de vida en aquella época era alrededor de 66 años. Después, en los años 40s el concepto se popularizó gracias a las políticas del seguro social en Estados Unidos.

En estos esquemas, los “retirados” vivían con una pensión a partir de sus 65 años y hasta su muerte (que rara vez era mayor a los 10 años). Creemos que es importante hacer énfasis en la palabra, RETIRO. De entrada, la connotación que tiene es de alguien que huye de algo, que uno se retira de algo que no desea o no le hace bien...que uno se va hacia algo mejor.

2.- La situación del Millennial

MillennialsAhora analicemos el caso actual de los millennials, con puntos clave:

  1. Somos la generación “de los valores”: nos dedicamos a cosas que nos gustan, que van con nuestras ideologías y que tienen un “propósito”. El estudio Deloitte 2016 encontró que hasta el 56% de los millennials han decidido nunca trabajar con alguna organización en particular por no estar alineada a sus valores.
  2. Además, queremos trabajar un poquito menos y con más flexibilidad...ya que hasta el 48% de los mexicanos cambiarían de trabajo para poder trabajar desde casa.
  3. Somos la generación con más estudios (educación), pero en promedio ganamos 20% menos que los Baby Boomers. Además, tenemos 50% menos probabilidades de poseer una casa a los 30 años.
  4. Ya no existen pensiones como antes. Por ley y simple matemática, es un beneficio que ya no nos tocó.
  5. Por último, para bien o para mal, nuestra expectativa de vida ha crecido, fácilmente arriba de los 85 años y en ocasiones hasta los 90.

3.- El choque de las generaciones

Para el caso del retiro tradicional que tuvo tu abuelo, es super atractivo pensar que pasarán el resto de sus vidas disfrutando de la playa, el golf y las margaritas. Pero hay una desventaja en este esquema ya que se ha demostrado en estudios de ciencia cerebral que el estrés, los retos y el aprendizaje mantienen sanos a nuestro cerebro. En cambio, cuando no tenemos nada que hacer, nuestras capacidades neurológicas y fisiológicas decaen más rápidamente.

Este tipo de retiro te propone “no hacer nada”, y ese “nada” te puede matar más rápido.

Por otra parte, los millennials tenemos otras inquietudes. Nos gusta “recargar baterías” continuamente, esto significa que viajamos seguido (claro, para postear en instagram), que nos gusta tener hobbies creativos y aprender a través de cursos, postgrados e incluso tutoriales. En nuestro mundo de inmediatez, donde todo está a un clic y que no sabemos sobre la Satisfacción Postergada, es mucho más difícil ahorrar para un futuro muy lejano, para algo que tal vez nunca verás porque puedes morir cualquier día. A nosotros nos gusta más hacer pequeños retiros, años sabáticos...y es algo que que queremos hacer desde que nos graduamos hasta que nos vayamos a morir.

Redefiniendo el retiro

El plan del millennial es entonces distinto: nuestro objetivo es diseñar una vida de la cual no nos queramos retirar nunca, crear un lifestyle del cual jamás quieras escapar.

Por eso, aquí te dejamos unos tips para que a tus 65 tengas ganas de continuar una vida que te encanta:

  1. Olvídate del retiro de tus papás y empieza a diseñar el tuyo lo más pronto posible.
  2. No pienses sobre la etapa adulta en metas, sino en prioridades que son más flexibles.
  3. Profesionaliza tus hobbies y las actividades que te apasionan para que después sean rentables y puedas vivir de ello.
  4. Empieza a invertir desde ahora para que tengas varias fuentes de ingreso. La idea es que cuando seas un adulto mayor, puedas vivir de tu trabajo (que hoy es tu hobbie), pero además tengas buenos ahorros en un portafolio balanceado, en fondos de inversión, en seguros para el retiro, en bienes raíces, negocios, etc.
El retiro de los millennials empieza desde que se gradúan, y deben diseñar su vida para que cuando lleguen a ser adultos mayores, puedan estar ocupados, felices y con múltiples ingresos.

 

Etiquetas:
Criptomonedas Fintech
Subscribe to newsletter

¡Únete a la comunidad financiera más chida!

Toda nuestra buena onda financiera directito a tu correo, además de noticias, eventos y contenidos especiales.

¿Te gustó el artículo? ¡Dale share!

Dale like o guárdalo para verlo más tarde

Artículos relacionados