Ha llegado el momento de elegir nuevas prioridades. Visualiza tu tiempo como un regalo.
Haz una lista sobre los distintos ámbitos de tu vida (amor, dinero, trabajo, ingresos extra, inversiones, libros, amistades, etcétera).

No hay mejor tiempo que ahora para reestructurar eso que quieres en la vida.

Si perdiste tu trabajo pregúntate:
¿era feliz en donde estaba?, ¿qué necesito ahora para estar mejor?

Crea el trabajo que tú quieres (emprende, haz tu propia marca personal, escúchate).
Es importante el autoconocimiento: ¿Quiénes soy en realidad?, ¿te gusta tu tipo de vida?

Tips básicos para desarrollar tu propia marca personal

Encuentra tu diferenciador

Busca tu plus, qué es lo que hará que te recuerden entre tantas marcas, propuestas y personas.

Crea la necesidad de que te necesiten.
Por ejemplo: Si tienes una marca de café, busca proveedores que distribuyan productos de calidad o si quieres vender tus servicios, véndete como un pro, genera confianza, sé real y transparente.

Ponle atención a los detalles

Échale ganitas con el posicionamiento de tu marca, checa los envíos, escribe a tus clientes y pregúntales cómo se sienten con el producto. Tener una atención personalizada es clave.

Checa cómo sales en Google

Búscate en internet y checa cómo apareces y lo que estás proyectando.

Trabaja textos, contenido, fotos, explicaciones de tu producto, redes sociales, detalles, artículos en el blog con las ventajas de tu producto o de ti mismo.

Tómate fotos cool

Esta es una parte importante para comenzar a consolidar tu marca personal. Tengamos en cuenta que lo más importante es el contenido de valor alrededor de tu emprendimiento pero una buena imagen personal también es una parte esencial.

El mismo nombre en todas las redes sociales 

Imagínate que te invitan a un podcast o a algún programa, hay que tener un nombre fácil para que puedan recordarte fácilmente.

Ten tu propia página web

Es importante que tu público tenga un punto de encuentro, que conozca más a detalle de ti y de tus proyectos, servicios o productos.

Para eso tendrás que preguntarte: ¿Qué quiero ser?, ¿cuál será mi especialidad?

En estos tiempos de introspectiva, es importante reflexionar lo siguiente:

¿Qué cosas puedes hacer para no vivir al día?

¿Qué acción debes tomar hoy para llegar a un mejor lugar mañana? ¿Cómo motivar a los tuyos para que se unan a este tipo de mentalidad?

No te paralices y pon manos a la obra. Sí puedes.



Etiquetas:
Empleo
Subscribe to newsletter

¡Únete a la comunidad financiera más chida!

Toda nuestra buena onda financiera directito a tu correo, además de noticias, eventos y contenidos especiales.

¿Te gustó el artículo? ¡Dale share!

Dale like o guárdalo para verlo más tarde

Artículos relacionados