De ahora en adelante tendrás instalado un radar que detecta buenas inversiones.
Aquí te vamos a dejar algunos tips para saber qué hacer para cuando quieras invertir.

Ojo aquí:

Cuando los mercados no andan bien, muchas personas, llenas de miedo se escapan de ahí, pero a su vez otros inversionistas entran y se vuelven ricos.

No permitas que sea el miedo quien tome tus decisiones.

Importante:

Invertir NO es comprar, se trata más de lo que sabes, que de lo que compras.

Sin miedo al éxito

El tema de la inversión puede intimidar, pero justamente este “miedo” es lo que impide que conozcas un medio para mejorar tu nivel de vida. Así que antes de empezar, necesitas ser paciente para aprender, dedicar tiempo a informarte sobre los instrumentos de inversión y evita invertir tu dinero como si fuera una apuesta. 

No lo olvides:

Cuando una inversión se vuelve popular, deja de ser una buena inversión.

Lo que neta tienes que tomar en cuenta:
-Revisa en qué tipo de inversión te estás metiendo
-El plazo en el que recibirás las ganancias (cuántos años)
-Los rendimientos que obtendrás (en cuánto tiempo verás el retorno de inversión).

En el mundo inmobiliario

Checa cuánto dinero tendrás que pagar en pagos de servicio, impuestos, mantenimiento del lugar o cargos extra.

No tomes la inversión si los gastos superan las ganancias en los rendimientos.

Aún así: Que  comprar una casa sea una de tus metas a mediano/largo plazo, los bienes raíces son de las inversiones más seguras. Recuerda que tu primera casa no tiene que ser la última. Haz lo que puedes, con lo que tienes.

No creas en la flor de la abundancia o en “ganar dinero desde tu celular”

Aguas con las inversiones que te ofrecen un montón de ganancias en poco tiempo.

Una inversión no es una compra costosa. Checa cuánto te da te en rendimientos a corto, mediano o largo plazo y con base en eso, checa si vale la pena la inversión.

Conoce tu perfil de inversionista

Conservador: Esto quiere decir que en el mundo de las inversiones te gustaría destinar un porcentaje pequeño de tu sueldo, buscas el menor riesgo posible sin importar que el rendimiento sea bajo, (o sea que no tienes bronca de que tu dinero crezca poco a poquito).

Moderado: Este perfil busca buenos rendimientos pero sin tomar muchos riesgos y obvio le interesa la seguridad en su inversión.

Arriesgado: Buscas grandes rendimientos a corto/mediano plazo.


Esperamos que estos consejos te sirvan y los apliques. Si quieres más información sobre esto, te recomendamos a uno de nuestros asesores.

También te dejamos algunas opciones para empezar a invertir like a pro.

Etiquetas:
Acciones Inmobiliario
Subscribe to newsletter

¡Únete a la comunidad financiera más chida!

Toda nuestra buena onda financiera directito a tu correo, además de noticias, eventos y contenidos especiales.

¿Te gustó el artículo? ¡Dale share!

Dale like o guárdalo para verlo más tarde

Artículos relacionados