A un año del inicio del confinamiento, las crisis de ansiedad entre la población Godínez se ha incrementado de forma considerable, haciendo que compren de manera impulsiva e incrementando sus deudas.

chica confundida

En el año 2020 se registró un aumento en las compras en línea del 81% a comparación de 2019[1], pues nadie se esperaba que el confinamiento o el home office fuera a durar casi un año, y en ese lapso se experimentaron todo tipo de emociones y sentimientos dando entrada a compras impulsivas.

Por lo cual creo que varios Godínez se identificaran con varias de estas facetas de cuarentena (me incluyo), desde:

  • La decoradora de interiores
  • La amante de las plantas
  • Especialista en astrología
  • La chef
  • La fashionista
  • El gamer

chica caminando con bolsas

“En el año 2020 se registró un aumento en las compras en línea del 81% a comparación de 2019”

Y en cada una de estas etapas implicaron una suma considerable de dinero para hacer compras y adaptaciones, que muchas veces terminaron con grandes resultados u otras terminaron siendo un objeto más para la colección del acumulador interno que todos tenemos. El “agregar al carrito” y “comprar ahora” se han vuelto en los dos clics más peligrosos para nuestra cartera. Pero lo peor es cuando llega el estado de cuenta y revisamos todas las compras que se realizaron en ese mes (y no es por espantarte, pero aún faltan todas las compras que realizaste después del corte).

“El ‘agregar al carrito y comprar ahora’ se han vuelto en los dos clics más peligrosos para nuestra cartera”

chica comprando por internet

¿Cómo hacerle para mejorar tus finanzas?

Si te sentiste identificado, no te preocupes a todos nos pasó, solo hay que aprender a controlar la impulsividad y comprar inteligentemente.

Pero si ya estás teniendo problemas para controlar estas compras y por ende las deudas, te dejo estos tips:

  1. Analiza todas las compras que has hecho en este año y haz un balance. Ejemplo: compras en shein $10 mil (aunque no me lo creas si hay personas que gastan más).
  2. Antes de darle clic en “comprar ya”, deja ese producto en el carrito por dos o tres días y después de ese tiempo analiza si aún lo quieres.
  3. Ponte una meta, ya sea: irte de vacaciones, iniciar un negocio, comprarte un coche, tomar un diplomado, etc. Al ponerte una meta te vas a enfocar más en ahorrar que en gastar.
  4. Si te es muy difícil dejar de hacer las compras, otra opción es borrar las tarjetas que tengas registradas en esas aplicaciones, así cada vez que quieras hacer una compra será un poco más complicado.
  5. Hacer ejercicio, también es una muy buena opción para relajarte y dejar la ociosidad de navegar en internet. Ojo, tampoco te digo que te compres un gimnasio en casa.

Si por momentos sientes que te rebasa la ansiedad, recuerda que no es malo buscar ayuda de un profesional, vivimos en una etapa histórica que nadie creyó que nos fuera a tocar. Y nos está afectando de diferentes formas a todos. Recuerda cuidar nuestra salud mental también es cuidar nuestro bolsillo a futuro.

 

[1] Estudio de ventas online 2021. AMVO

Etiquetas:
Empleo
Subscribe to newsletter

¡Únete a la comunidad financiera más chida!

Toda nuestra buena onda financiera directito a tu correo, además de noticias, eventos y contenidos especiales.

¿Te gustó el artículo? ¡Dale share!

Dale like o guárdalo para verlo más tarde

Artículos relacionados