¿Sabes cuáles son las diferencias entre una ‘tarjeta de crédito’ y una ‘tarjeta de débito’?

No te apures porque llegaste al lugar correcto.

Aquí te contamos lo que debes saber antes de sacar tu primera tarjeta de DÉBITO.

Lo primero:

¿Qué es una tarjeta de débito?

Es muy fácil utilizarlas. Las compras que realices con tu tarjeta de débito se limitarán al saldo disponible en tu cuenta corriente. Ojo: las tarjetas de débito solo pueden ser emitidas por bancos y empresas de ahorro o crédito.

¿Qué es una tarjeta de crédito?

Son productos financieros que nos permiten disponer de dinero del banco para hacer compras.

El proceso es éste: Tú utilizas la tarjeta para hacer tu compra, el banco avala que te presta ese dinero y le paga a la tienda o comercio.

Después de la fecha de corte, el banco hace la suma de todo lo “tarjeteado” y tú tendrás que pagar lo gastado.

La clave es pagar siempre a tiempo.

Mitos y realidades de las tarjetas de débito

  • ¿ Me van a cobrar comisiones o intereses por usarla?

     

    Lo primero que debes tomar en cuenta es que las Tarjetas de Débito no financiarán tus compras y tampoco te cobrarán intereses (como con las Tarjetas de Crédito).
    Con las TDD solo podrás gastar el dinero disponible en tu cuenta bancaria, no más.

    Es importante mencionar que algunas tarjetas de débito sí te cobrarán comisiones en caso de que no cumplas con un saldo mínimo o cuando no hagas suficientes transacciones. 

    Cada banco es diferente, así que antes de dar de alta tu tarjeta de débito, pregunta lo siguiente:¿Me cobrarán comisión por consulta de saldo en un cajero internacional?
    ¿Hay comisión por hacer transferencias y por la activación del token?
    ¿Me van a cobrar extra si llego a solicitar un estado de cuenta adicional?
    ¿Tiene costo extra la reposición del plástico?

    Ojo: Si dejas de utilizarla (probablemente) te cobren alguna comisión por ‘falta de uso’.
    En este caso es mejor darla de baja en caso de que ya no la estés usando.

  • ¿Puedo retirar dinero de mi tarjeta?

    Con tu tarjeta de débito podrás sacar efectivo en diferentes cajeros, solo bastará con teclear tu PIN. Además de que es una forma sencilla y segura para moverte sin necesidad de llevar dinero en efectivo.

    Solo toma en cuenta que sí te cobrarán una comisión en caso de que retires dinero en un cajero que no pertenezca al banco de tu tarjeta de débito.

    Ejemplo:
    Te cobrarán comisión si tu tarjeta es Santander y retiras dinero de un cajero de Banamex.

    En el caso de las tarjetas de crédito, no es recomendable sacar dinero del cajero porque estarías pagando intereses diarios por el uso del dinero, (desde el día que lo retiras hasta el día en que pagues tu mensualidad).
  • ¿Me van a cobrar anualidad?

    Las de débito no tienen costo por apertura, no están sujetas a cargos de emisión o renovación anual pero algunas piden una cantidad como depósito mínimo para abrirla.

Datos importantes:

  • Existen límites en la retirada de dinero por día. 
  • Si no tienes fondos en la tarjeta, las terminales te van a rechazar la operación. 
  • Las tarjetas de débito son una buena opción para controlar tus gastos, tener el dinero siempre disponible para cualquier transacción y limitar las compras (tomando en cuenta tus posibilidades económicas).

Está bien tener una cuenta de débito para poder tener controlados tus ingresos financieros sin deber dinero pero si ves que empiezas a tener un saldo excedente, lo importante será empezar a pensar en inversiones. Te recomendamos: Top 5 de inversiones si es tu primera vez.

Si quieres más info del tema, no dudes en contactar a nuestros expertazos financieros.

También apúntate a nuestro Streaming de Finanzas Personales.

Subscribe to newsletter

¡Únete a la comunidad financiera más chida!

Toda nuestra buena onda financiera directito a tu correo, además de noticias, eventos y contenidos especiales.

¿Te gustó el artículo? ¡Dale share!

Dale like o guárdalo para verlo más tarde

Artículos relacionados