Cada cierre de año, uno se pone a analizar lo que hizo bien, lo que hizo mal, en qué la regó, de qué se siente orgulloso y que no volverías a hacer nunca más. Un cierre de año trae consigo mucho análisis y en otras ocasiones, trae preocupación de lo que viene para este 2020.

Bien dicen que hacer es la mejor manera de decir, por eso enlistamos las típicas preocupaciones financieras de todo millennial y por supuesto que viene con su respectiva solución para que comiences el año con el panorama más claro. 

¿Cómo utilizar inteligentemente mi aguinaldo y/o caja de ahorro?

-Antes de que te lo gastes en quién sabe qué cosa, empieza por fijarte una meta.
Gástalo en algo que verdaderamente necesites
Ejemplo: Una nueva laptop para trabajar mucho más rápido o comprar ese boleto para viajar al destino que tú quieras

-Liquidar esa deuda que te tiene preocupado

-Aparta un porcentaje de ese dinero para pagar la anualidad de tu tarjeta de crédito

-Guardar ese dinero para pagar la tenencia y el refrendo

-Otra opción es invertir ese dinero extra. Acá puedes checar algunas opciones para comenzar con tu primera inversión

No tienes idea de cómo venderte como freelance para el 2020

Aquí algunos consejitos:

-Ponte un sueldo justo

Toma en cuenta cuántas horas de tu día le dedicarás al proyecto, días trabajados a la semana y tiempo que te tomará entregar el trabajo final.

Tomando en cuenta todo esto, tendrás que delimitar el costo de tu trabajo.

-Si no quieres hacerlo, cobra más

Así tendrás un incentivo mayor y de cierta manera, hasta te dará gusto hacer el proyecto con tal de pensar en la remuneración.

-Tarifa mínima 

Delimita un sueldo mínimo (solo en caso de que el cliente quiera negociar un pago más pequeño) pero no te bajes de ahí.

-Toma en cuenta a los de tu industria

Investiga cuánto cobran las personas que freelancean y hacen lo mismo que tú.

Quieres comprar muchos regalos pero no te alcanza

Regale afecto, no regalos.

El primer paso está en decir lo que sientes: escribe una carta, haz una tarjeta navideña, desahógate y enlista las cosas que admiras de esa persona.

Que alguien se ofrezca para cuidar a tus hijos (aunque sea por un ratito) es de los mejores regalos que alguien te puede dar. Sé niñero por un día.

Checa quién de tus amigos o familiares necesitan ese regalo.

Otra opción es regalar tu talento: ¿Sabes preparar galletas? Prepara algunos para tu amix, tu date, tu mamá, etcétera.

¿Te gusta editar videos? Hazle un video. Ponte creativo.

¿Acabas de descubrir un lugar padrísimo para tomar un café? Invita a esa persona.

La caja del tiempo es algo que nunca falla: pon dentro de una caja, notas, fotos o detalles de tus más cercanos y entiérralos para sacarlos dentro de unos años.

No sabes que sera de ti el próximo año

Que no te invada el espíritu del pesimismo y desesperación. Vienen cosas padres.
Lo primero que tienes que hacer es un vision board.
Vas a necesitar varios recortes de revistas, periódicos, fotos y tijeras

Responde, recorta y pega en un lugar visible

Qué lugar quieres viajar el próximo año

En qué lugar te ves trabajando

De que personas

En qué lugar estarás viviendo

Qué nuevos libros vas a leer

Dedica estos último días para dedicarte un tiempo para plantearte metas claras y llevarlas a cabo. Es buen momento para poner en orden todo (finanzas, amor, salud, trabajo, pareja)  y comenzar el año con actitud ganadora.

Subscribe to newsletter

¡Únete a la comunidad financiera más chida!

Toda nuestra buena onda financiera directito a tu correo, además de noticias, eventos y contenidos especiales.

¿Te gustó el artículo? ¡Dale share!

Dale like o guárdalo para verlo más tarde

Artículos relacionados